Topik. Menú ronqueo

26 Feb, 2017

TOPIK
Menú ronqueo (68€)
Calle de Valencia, 199
08011 Barcelona
934 51 09 23
facebook
www.topikrestaurant.es

El menú de atún del restaurante Topik. Un must, no se puede más por menos.

A mitades de 2016 ya os hablé sobre el restaurante Topik. Aunque parece poco tiempo el que ha pasado, las novedades que este local de la calle Valencia con Enric Granados son importantes en lo que a oferta gastronómica se refiere.

A parte de su apuesta por el menú degustación (4 entrantes + 1 arroz + 1 pescado + 1 carne + postre por 33€), una de las que más interés me crea es su menú ronqueo. Un evento de periodicidad mensual en el que Adelf explica y muestra el despiece tradicional del atún. El término de ronqueo procede del ruido que hace el cuchillo al rozar con el espinazo. Comprobado en directo: un bicho imponente colocado en la mesa de despiece entre dos personas, perfectamente despiezado y explicado, y una degustación posterior para aplaudir.

El menú ronqueo que ofrecen en Topik consiste en la demo de ronqueo + degustación de 8 elaboraciones de atún + postre + maridaje por 68€. Un pack atunero completo a un precio más que correcto para la experiencia.

El ronqueo de febrero transcurrió así:

Topik restaurant menú ronqueo elcoladorchino
Topik restaurant menú ronqueo elcoladorchino
Topik restaurant menú ronqueo elcoladorchino
Topik restaurant menú ronqueo elcoladorchino

Y las elaboraciones que formaron el menú:

Topik restaurant menú ronqueo elcoladorchino
Sashimi de ventresca
Topik restaurant menú ronqueo elcoladorchino
Sashimi de ventresca
Topik restaurant menú ronqueo elcoladorchino
Sashimi de lomo alto
Topik restaurant menú ronqueo elcoladorchino
Tataki con foie caramelizado
Topik restaurant menú ronqueo elcoladorchino
Parpatana con puré de patata, algas y escabeche
Morrillo escabechado
Galta con pimiento escalivado
Topik restaurant menú ronqueo elcoladorchino
Ijada guisada con samfaina
Topik restaurant menú ronqueo elcoladorchino
Aleta de atún al horno
La verdad es que todos los platos eran notabilísimos, y es que el producto sobre el que orbitaban no permite otra cosa hacer bondades en cocina con él. Quizá, me llevo más en el recuerdo la exquisitez del sashimi de ventresca, algo tan simple pero tan delicado a la vez. La aleta, plato que puede no convencer por belleza, se podía comer con cuchara de la melosidad que presentaba. La parpatana, otro tributo a la suavidad, bailaba genial con el punto ácido-alimonado incorporado en el puré de patata así como el aporte del escabeche. Pero es que en esta ocasión, todo el carrusel de platos completo es notable.
Un menú-experiencia didáctico y monográfico sobre el atún que merece la pena. Algo sangrienta o contundente la exhibición, pero se trata de una excelente forma de conocer y valorar un producto tan preciado y que tenemos que cuidar entre todos. El evento ideal para los amantes del pescado.
Otra razón más, si es que la necesitaba, para visitar este gran restaurante.