PINTEREST

Panceta crujiente, una jugosa receta de torrezno

Carnes, Recetas

Hacer la mejor receta de panceta crujiente es muy sencillo. Una receta de la familia del torrezno, pero más jugosa y llena de matices. El crujiente de la corteza junto con la melosidad de la carne de cerdo y la sedosidad de la grasa fundente en la boca. Necesitas un par de horas para hacerla pero el placer te durará eternamente.

Para lograr el mayor éxito elaborando esta receta de panceta crujiente necesitarás un mínimo de 2 horas de marinado en nevera. Aunque te recomiendo que marines la panceta de cerdo durante 1 día o, al menos, una noche en la nevera. El resultado merece la pena.

Es como un torrezno mejorado, si es que eso puede existir.

ingredientes para panceta de cerdo crujiente

para 2 personas necesitaremos:

· 500 gr papada fresca de cerdo

· 35 gr sal fina o sal Maldon rota

· 3 gr pimienta negra

· 10 ml aceite de oliva

¿Cuánto tiempo debo marinar la carne? Lo ideal son 24 horas, lo más cómodo unas 14 horas (toda la noche, más la mañana siguiente) y el mínimo de marinado serían unas 2 horas.

¿Con qué lo puedo acompañar? Te recomiendo acompañar esta receta de panceta crujiente con una guarnición fresca, ácida incluso ligeramente agria. Una ensalada con encurtidos, le vendrá genial; una crema de guisantes con un toque anisado, también. Una salsa de nata agria con cebollino o pepino, también será todo un éxito.

¿Puedo tunear el sabor del cerdo? Puedes añadir al cerdo, unos clavos pinchados o especias molidas en el marinado.

1.

preparar y marinar la carne

· 500 gr panceta ibérica de cerdo

· 30 gr sal fina o sal maldon rota

Seca bien la carne con papel de cocina, la humedad es tu enemigo para lograr el crujiente de esta receta de panceta de cerdo.

Aplica cortes paralelos a lo largo de la piel de la panceta, ayúdate de algún material recto para ello (una bandeja de horno o plato, por ejemplo).

Añade sal por todo el cerdo, especialmente sobre y entre los pliegues de piel de la panceta.

Pasa la panceta a una bandeja o recipiente, con el lado de la piel hacia abajo. Déjalo reposar en nevera un mínimo de 2 horas por un ideal de 24 horas.

Retira la panceta de cerdo de la nevera y límpiala de sal con un trapo. Verás que el cerdo tiene ahora un tono más oscuro y menos rosado que al comienzo de la receta. Ya está listo para hornearlo.

2.

HORNEAR LA PANCETA DE CERDO

· Panceta de cerdo marinada

· 5 gr sal fina

· 3 gr pimienta negra

· 10 ml aceite oliva virgen extra

Precalienta el horno a 180 grados

Salpimienta la panceta por todos lados y añádele el aceite de oliva virgen extra. Úntalo bien por toda la pieza.

Pon la panceta de cerdo en una bandeja de horno, con el lado de la piel hacia abajo. Pon encima un trozo de papel de horno. Encima del papel, pon algún peso que pueda ir al horno y que mantenga la panceta presionada durante todo el horneado. Prueba con alguna bandeja de horno de cerámica.

Hornea la panceta durante 1 hora a 180 grados.

 

3.

Haz que la corteza sea súper crujiente

· Panceta horneada 1 hora a 180 ºC

Ahora que ya ha pasado 1 hora de horneado, saca la panceta del horno. Oirás cómo chisporrotea. Mientras disfrutas con lo que ves, aumenta la temperatura del horno a 200 ºC y cámbialo a grill si puedes.

Dale la vuelta, con cuidado, a la panceta y pon la piel hacia arriba.

Es momento de hornear, durante 10 minutos la piel de la panceta.

Briconsejo: puedes usar esta panceta para una pasta carbonara. Ahí lo dejo…

¿te gustó? ¿o te has quedado con hambre?

Te animo a que hagas esta receta de panceta crujiente en casa y que la compartas en redes sociales usando el tag @elcoladorchino, ¡la compartiré con mis seguidores!

Y si te quedaste con hambre, echa un vistazo a mi sección de recetas o a alguna de mis recetas favoritas: