Steak tartar con caviar sobre croissant crujiente

Aperitivos y tapas, Carnes, Recetas

Esta receta está hecha para aquéllos que disfrutan al máximo con la comida. Una receta llena de buen producto, de mucho sabor y descaradamente sencilla de hacer. Contar con un producto de primera es la clave para que este bocado sea celestial. Para ello, cuento con el magnífico Caviar del Tíbet de Mariskito y con un precioso filete de ternera ecológica de Berga de mi carnicería de cabecera. ¡Casi nada!

El caviar siempre da un punto de un plus de elegancia y de sabor a los platos. Pero un gran poder, conlleva una gran responsabilidad; y con un caviar de tanta calidad como éste, salir de la zona de confort que es ese matrimonio concertado del canapé con caviar me parece obligado. Un caviar que hace muy buena pareja con un steak tartar ligeramente condimentado. Mar y montaña de lujo donde, un croissant frito en mantequilla, hace de cojín crujiente. Si no disponéis de caviar, podéis hacer esta receta con otro tipo de huevas. Saldrá genial de todas formas.

ingredientes

para 2 personas necesitaremos:

· 100 gr solomillo de ternera ecológica

· 15 gr Caviar del Tíbet Mariskito

· 1 croissant de mantequilla

· 10 gr mostaza

· 10 gr alcaparras

· 15 gr cebolla picada

· 1 cda. aceite oliva virge extra

· mantequilla para freír

· tabasco al gusto

· sal, pimienta

¿Y si no tengo caviar? Con otras huevas de pescado quedará genial igualmente

¿Y si no tengo croissant? Hoy en día chutas una piedra y aparece una cafetería-degustación con pan y bollería. Vago. Si aún así, puedes sustituirlo por un bollo o brioche

El aderezo del steak tartar es negociable. Puedes usar pepinillos, mayonesa, poner otro tipo de picante, etc

1.

preparar el steak tartar

· 100 gr solomillo de ternera ecológica

· 10 gr mostaza

· 10 gr alcaparras

· 15 gr cebolla picada

· 1 cda. aceite de oliva virgen extra

· tabasco al gusto

· sal y pimienta al gusto

Comenzaremos por el steak tartar. Limpiaremos de grasa el solomillo de ternera y, una vez limpio, lo picaremos a cuchillo -bien afilado- en pequeños dados de medio centímetro más o menos. También podemos pedir al carnicero que nos limpie el solomillo y nos lo pique ligeramente en máquina, aunque el resultado no será el mismo.

Ahora, toca preparar el aliño del tartar. Picaremos fina la cebolla y las alcaparras. En un bol, las mezclaremos con la mostaza, el aceite de oliva, el picante, la sal y la pimienta (al gusto). Reservamos hasta el momento de emplatar, cuando juntaremos los ingredientes.

2.

freír el croissant

· 1 ud. croissant de mantequilla

· mantequilla (suficiente para cubrir la sartén)

Cortamos los laterales del croissant para obtener una pieza rectangular de la que obtendremos 2 mitades de un dedo de altura aproximadamente.

En una sartén con mantequilla, freímos los dos rectángulos de croissant hasta que queden crujientes. Los reservamos en papel de cocina para que absorva el exceso de mantequilla.

3.

montamos el plato

· 15 gr de Caviar del Tíbet

· el steak tartar

· el croissant crujiente

Colocamos el steak tartar a lo largo del rectángulo de croissant crujiente. Terminamos el plato con unos puntos de caviar colocados en armonía.

Podemos refrescar el plato con algunas notas verdes (cebollino, microbrotes, etc).

¿te ha gustado la receta?

Y decidme qué tal os ha salido. O si habéis hecho cambios en la receta o si tenéis cualquier duda, dejadme un comentario y lo hablamos. Y si queréis más recetas que os hagan salivar tanto como este flamante steak tartar de hoy, aquí tenéis algunas de las últimas recetas que he hecho:

También te puede interesar...